Top 5: Soundtracks

0

Oir Mortales propone un listado con cinco de las mejores bandas sonoras del cine mundial.

TRAINSPOTTING
Como el trabajo paralelo de Quentin Tarantino, la cinta de Danny Boyle marcó un hiato tanto en la forma de hacer cine como en la manera de musicalizarlo (para bien y para mal). Mientras la pandilla de heroinómanos escoceses viaja rumbo al corazón de las tinieblas, pasan las músicas de Brian Eno, Joy Division, Lou Reed, New Order, Primal Scream y el himno rave de Underworld, “Born slippy”. Incluso “Lust for life”, que quedará adherido a las corridas de Ewan McGregor y revitalizó la carrera de Iggy Pop a partir de esta inclusión.

"Lust for life" en las manos de Danny Boyle.

OTTO E MEZZO
La dupla entre Federico Fellini y el maestro Nino Rota generó muchos frutos: desde La strada hasta la psicodélica Giulietta de los espíritus, pasando por La dolce vita y Ensayo de orquesta, el mediometraje musical que funciona como homenaje para Rota. Sin embargo, su pico de popularidad y refinamiento es el periplo de Guido Anselmi (Marcello Mastroianni) guiado por la melodía inmortal y neo-romántica del tema central.

La secuencia final de 8 1/2, con la música de Nino Rota.

THE LIFE ACUATIC WITH STEVE ZISSOU
Solo hace falta repasar las escenas más memorables de Rushmore o Los excéntricos Tenenbaum y lo sabremos: además de uno de los directores más talentosos de nuestro tiempo, Wes Anderson es un melómano. En este caso, para su película dedicada al oceanógrafo interpretado por Bill Murray (y claramente inspirado en Jacques Costeau), armó su propio tapiz musical. Por un lado, los tramos incidentales del líder de Devo, Mark Mothersbaugh. Por otro, el carioca Seu Jorge cantando en portugués sus versiones de Bowie.

Seu Jorge haciendo "Rock & roll suicide" en el barco de Steve Zissou.

WHISKY
Para la sucesora de 25 Watts, los cineastas uruguayos Pablo Stoll y Juan Pablo Rebella decidieron convocar a la Pequeña Orquesta Reincidentes. El mood melancólico y portuario que proponía la película, le cayó como anillo al dedo a la banda. Habituados a generar paisajes sonoros para su propia música, POR propuso estas sinfonías de bolsillo que pintaron la Montevideo de fines de milenio como nadie. Poco antes de su separación, editaron el material en Capricho, su último disco.

El trailer de Whisky, con la música de la Pequeña Orquesta Reincidentes.

MAGNOLIA
Paul Thomas Anderson hizo el trayecto inverso: en lugar de generar la música para su película, construyó Magnolia alrededor de las canciones de la cantautora Aimee Mann. Incluso llegó al punto de utilizar fragmentos de las letras en los diálogos, como aquella línea en la cita del bar tomada de “Deathly”: "Ahora que nos conocemos, ¿te importaría no volver a vernos nunca más”. Ensambladas con la música incidental de Jon Brion, el resultado en una sinfonía coral tan potente como la película. Queda por allí una de las grandes secuencias del cine contemporáneo: la irrupción de “Wise up”.

La escena de Magnolia con "Wise up".

 


Comentarios

InfoNews no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite. InfoNews.com se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la Republica Argentina.

RANKING

seguinos en

© 2011 OIR MORTALES. Todos los derechos reservados.