Discos

Memphis: rodar y vivir con shows en todo el país

La banda de blues se presentará este sábado 2 de septiembre en el Teatro Gran Rivadavia. “Memphis está vivo”, asegura Martín Luka, su nueva voz

Foto: Facebook Memphis La Blusera
Foto: Facebook Memphis La Blusera

Hace nueve años, cuando Adrián Otero anunció su partida de Memphis La Blusera para emprender su carrera solista, parecía que otra banda histórica de la escena argentina acabaría por disolverse. El panorama empeoró cuando se conoció la terrible noticia del accidente fatal del cantante en 2012, en la autopista Córdoba-Rosario. Pero eso no fue todo, ya que meses después, cuando se esperaba el anuncio de una reunión con otro vocalista, el inolvidable saxofonista Emilio Villanueva, también falleció, ensombreciendo el horizonte del conjunto.

Sin embargo, el legendario bajista fundador de la banda, Daniel “Ruso” Beiserman, no bajó los brazos y continuó el sueño de mantener a Memphis La Blusera con vida, y con un grupo conformado por algunos de los músicos de blues más prestigiosos del país.

En 2015 lanzaron el disco Siempre y, desde ese entonces, no paran de hacer giras por el interior del país y decenas de shows en la ciudad de Buenos Aires. Este fin de semana, tocarán en el porteño Teatro Gran Rivadavia, en el marco del ciclo Conciencia Rock, con La Rusa y El Muelle como bandas invitadas.

Foto: Facebook Memphis La Blusera
Foto: Facebook Memphis La Blusera

El nuevo “crooner” de la agrupación, Martín Luka, le mencionó a Infonews que “la banda está a pleno, con shows por todos lados y haciendo lo que nos gusta, que es el blues, y que, en definitiva, es lo único que sabemos hacer”.

-Esta vuelta de Memphis es especial, en particular para vos, que estás a cargo de reemplazar a Adrián Otero.

-Sí, es muy especial. Pero primero debo decir que para poder estar en el lugar donde estoy, tuve que ser muy consciente de todo lo que pasaba, porque no me hubiera bancado a otro cantante en Memphis, siendo tan fanático como soy, desde el año ’80, que fue cuando los vi por primera vez. Y la consciencia, en este caso, consiste en no “reemplazar”, sino continuar con un sonido y una historia. Memphis es la banda de blues en habla hispana más grande del mundo. Memphis La Blusera es una “cuestión sonora” que perdura y que logró divulgar un género tan difícil de popularizar en este país como es el blues. Vos te parás en Corrientes y Florida, cantás La Bifurcada y, al rato, tenés a toda la gente cantando con vos.

-Memphis se popularizó, no solo por su música, sino también por sus letras.

-Es que Adrián, escribiendo, pudo conquistar a la gente. Hablaba de cosas sencillas, de las situaciones diarias del mundo porteño. Y yo estoy tratando de escribir en la misma línea.

-Justamente, este sábado, se presentan en el ciclo Conciencia Rock, una campaña para fomentar la lectura. Y Otero era tan lector que tenía pilas de libros hasta en el baño de su casa.

-Es cierto, era un gran lector. Un poeta.

-¿Están trabajando con nuevo material?

-Estamos cada vez con más trabajo, en un proceso muy lindo. Tocamos temas de Siempre, que salió hace un par de años, donde pude poner seis letras mías que después trabajamos con el Ruso. Las escuchó, las completó y les dio el toque final que les faltaba para sonar bien a lo Memphis. Estamos contentos haciéndolas, además de interpretar los clásicos. Y esto también es un sueño cumplido para uno. Fijate que casi todos los temas de La Blusera son Otero-Beiserman, y los de ahora son Beiserman-Luka: tener un tema y que el Ruso te los termine de arreglar, es un verdadero lujo.

-Sin embargo, no se pueden desprender de La Bifurcada y de otros clásicos…

-No. No es que no podemos, es que no queremos. Uno quiere tocar esos temas, que no pueden faltar en nuestros shows.

La armada Memphis

Además de tener al frente a Beiserman y a Luka, el grupo nacido en Mataderos se reformó con prestigiosos músicos del palo blusero, como el pianista Gustavo Villegas, que ya había grabado en Alma bajo la lluvia, el primer disco de Memphis. En el saxo, que quedó vacante con la partida de Villanueva al Reino Musical, está el talentoso Giuseppe Puopolo, con su galvanizado bigote a lo Dalí, otro amigo del conjunto que ya había participado en varios shows en calidad de invitado; la guitarra es propiedad de Jorge Fiasche, y la batería está a cargo del joven Matias Pennisi. “Toda la banda está muy concientizada en lo que estamos haciendo”, asevera Luka.

-¿Se viene un nuevo disco?

-Ojalá. Quizás entremos a grabar dentro de poquito, pero eso es sorpresa. Ahora estamos muy metidos con los shows por toda la Argentina, y también estamos preparándonos para ir a los países vecinos, como Bolivia y Chile, que es increíble cómo nos reclaman.

-¿Cómo los reciben en el interior?

-Muy bien. ¡Parecemos los Rolling Stones…! (Risas) Es impresionante, la gente en el interior es divina, están esperando a que uno llegue para poder tener música. Pero nos reciben muy bien en todos lados. Nos respetan muchísimo, y respetan el trabajo mío, de haberme puesto los zapatos que me puse, que no es fácil.

-¿Tuviste algún momento de duda por la reacción que podría tener el público al subirte al escenario y no ser Otero?

-No, porque, sinceramente, fue más difícil convencerme a mí mismo. Mi principal crítico soy yo. Con el tiempo que llevamos juntos, sé que lo estoy haciendo bien y lo noto en la gente. Cada vez viene más público y estamos llenando todos los lugares donde tocamos. Por eso te digo que Memphis está a full. Memphis está vivo.

 

Foto: Facebook Memphis La Blusera
Foto: Facebook Memphis La Blusera

La fecha:

Sábado 2 de septiembre a las 21 en Teatro Gran Rivadavia, Av Rivadavia 8636.

Entradas a la venta a través de Fullticket.

Foto: Facebook Memphis La Blusera
Foto: Facebook Memphis La Blusera

Seguinos